Crea Concursos en Facebook ahora! Probar SocialTools gratis

CÓMO CREAR UN CALENDARIO SOCIAL MEDIA PERFECTO PARA PROGRAMAR PUBLICACIONES POR SEMANA, MES Y AÑO.

Por María Eugenia Guidara | Redactora en Socialtools.me

Cómo crear un calendario social media

¿Vas a dejar tus publicaciones en redes sociales libradas solo a tu capacidad de improvisar? Sin dudas, siempre tiene que haber algo de creatividad en el momento.

Pero esa potencia creativa va a mejorar mucho si tienes programados tus posts no solo por semana, sino también por mes y con proyección al año próximo. Con esta guía, vas a poder armar un calendario social media perfecto y muy completo.

¿Sabías que algunos grandes medios utilizan un calendario editorial anual para pre-planificar sus publicaciones?

Uno de estos grandes medios es Forbes. El calendario editorial anual de Forbes, si bien no tiene que ver específicamente con un calendario social media, nos sirve como ejemplo para entender la importancia de la planificación a largo plazo.

Pero Forbes no es el único que hace uso de esta práctica. Time, Vogue, Inc, entre otros medios también proyectan sus contenidos con antelación. ¿Por qué lo hacen?

Además de responder a un objetivo de negocio (impulsar las ventas de espacios publicitarios), existe una razón que nos interesa aquí:

“Cuando veas el contenido de todo un año de una sola vez, serás libre de pensar en ese panorama general sin enfocarte demasiado en los detalles individuales. El ejemplo más claro es el del pintor: primero pinta con brocha ancha o rodillo toda la superficie, solo al último pule los detalles. Se trata de tener una perspectiva más amplia y luego detenerse en cada uno de los contenidos que se van a publicar”. 

Un calendario Social Media debe considerar la dinámica del tiempo real

Todos los contenidos que se mueven a través de Facebook, Twitter y otras redes sociales tienen un ciclo de vida muy corto.

Las actualizaciones son permanentes porque así es la dinámica de la publicación en tiempo real. Sin dudas, tu trabajo será correr detrás de esos contenidos para llegar siempre a tiempo.

corriendo

Aunque parezca lo contrario, un calendario social media a largo plazo permite:

  • Mantener un ritmo constante de publicación. Lo podríamos llamar cadencia. Tiene que ver también con la frecuencia de publicación. Tener una frecuencia hace que tu audiencia sepa cuándo esperar contenidos de tu empresa o marca y evita los tramos sin actualización (los momentos en blanco).
  • Involucrar a otras personas del equipo en el proceso de planificación de contenidos. Considerando que los post deben ser creados en el momento, planificar con anticipación te da la posibilidad de involucrar en ese proceso a otras personas.
  • Llevar un registro de tus contenidos. Este registro te sirve para analizar la cadencia y el ritmo de publicación de un período a otro, así como hacer un seguimiento de las publicaciones realizadas.
  • Planificar contenidos “sensibles” de antemano. Se trata de los contenidos enmarcados en un tiempo específico: concursos, eventos, lanzamiento de productos o nuevo servicios, etcétera.
  • Cumplir con la regla 411, popularizada por Andrew Davis de Tippingpoint Labs y Joe Pulizzi de Content Marketing Institute (4 piezas de contenido entretenido y educativo, 1 post de promoción “suave” y 1 post de promoción “dura”)
  • Te permite ahorrar tiempo y ser más productivo. Optimización del tiempo = mayor productividad. No es una novedad, pero a veces este beneficio suele pasar desapercibido.

Un primer paso: establecer categorías

Ya sabemos los beneficios de crear un calendario social media para tu negocio con proyección por semana, mes y año. Ahora vamos a ver los pasos a seguir.

El primero de ellos es tener una lista de categorías de contenido a publicar. Es decir, tipos de contenido. Aquí compartimos una lista posible a modo de ejemplo (cada marca o empresa tendrá sus propios intereses en este sentido):

  • Blog posts
  • Contenidos multimedia: imágenes/videos/Gif/Otros
  • Promociones
  • Eventos
  • Tips
  • Quotes (Citas, frases inspiradoras o motivacionales)
  • Re- shares de contenidos interesantes
  • Webinar
  • Entradas de texto (conversaciones)

Imaginemos que ya tienes tu propia lista. Ahora debes decidir qué días vas a compartir contenidos relacionados a cada una de estas categorías. Un posible modelo sería:

Lunes y Jueves de Blog Posts, Martes de tips, Miércoles y Viernes de Contenidos Multimedia, Sábados de Anuncios y Domingos de re post de contenidos interesantes. Pueden caber más de dos categorías cada día. Lo importante es tener claro qué categorías corresponden a los diferentes días. 

calendario social media

El gran momento de elegir y escribir el contenido a compartir en las próximas semanas o meses

Lo ideal es escribir posibles actualizaciones para todas las categorías. Lo de “posibles” tiene que ver con el margen de improvisación/adecuación a las noticias del momento del sector en el que esté enmarcado tu negocio.

Para que esta tarea sea más fácil, se pueden anotar actualizaciones por día o por categoría (o ambas posibilidades al mismo tiempo: planificar los blog posts de todo un mes cada Lunes y Jueves). También es muy eficiente prestarle atención a la inspiración: si ves algún contenido que te interesa, agregalo en el momento.

ejemplo calendario

Fuente: Blog Vilma Nuñez Ejemplo calendario editorial Social Media

TIP: Lo antes posible, planifica los posts que vas a publicar acerca de los eventos importantes para tu industria. Es mucho más fácil ya que tienen una fecha prevista. ¿Qué eventos estás planeando para el año próximo? ¿Qué lanzamientos tienes previstos? ¿Qué fechas populares te interesa celebrar con tu audiencia?

Es decir, todo aquello que pueda tener una fecha futura en el año próximo debe estar añadido en tu calendario social media. 

¿Cuál es la proporción ideal de contenido en un calendario social media?

Anteriormente, nombramos y describimos brevemente la regla 411. Pero aún no dijimos nada acerca de las otras reglas que existen para distribuir contenido buscando un equilibrio: ¿qué porcentaje de contenidos estará relacionado con mi propia marca? ¿Qué porcentaje estará destinado a compartir contenido interesante de otras empresas o fuentes?

Veamos otras reglas que puedes tener en cuenta a la hora de fijar una proporción para tus contenidos (lo mejor es ir probando el compromiso que generan esos contenidos y crear la proporción ideal para tu negocio):

  1. La regla 5-3-2: el 5 corresponde a 5 contenidos de otros, 3 es el número de contenidos sobre tu marca, y 2 son actualizaciones del estado personal.
  2. La regla 5-5-5+: 5 actualizaciones alrededor de tu marca, 5 actualizaciones sobre otros, 5 respuestas o reacciones + post variados que añaden valor (pueden ser hashtags populares o contenido generado por el propio usuario)
  3. La proporción dorada 30/60/10: se trata de un 30% de contenido propio, un 60% de contenido curado y un 10% de contenido promocional.
  4. La regla de los tercios: 1/3 de actualizaciones sobre ti y tu contenido, 1/3 de posts compartiendo el contenido de otros, novedades e ideas emergentes, y 1/3 de publicaciones basadas en las interacciones personales que construyen tu marca.

TIP: Retomando la cuestión de las categorías o tipos de contenidos, puede ser muy efectivo seleccionar cinco tipos básicos de categorías para crear una proporción de 4:1.

Es decir, eliges por ejemplo cinco categorías: quotes, promociones, contenidos multimedia, entradas de texto, enlaces. Luego seleccionas un tipo de categoría “base”, supongamos “contenidos multimedia”. La proporción sería: cada cuatro actualizaciones de “contenidos multimedia” publicas un tipo diferente de categoría de las cuatro restantes seleccionadas.

Destinar espacio a la curación de contenidos

Todos los días nos vemos presionados por la necesidad de compartir el mejor contenido social media para enamorar a nuestra audiencia. La curación de contenidos (técnica que nos ayuda a localizar, filtrar, modificar y distribuir contenidos) tiene que tener un espacio en nuestro calendario social media.

Por lo general, la curación ocurre en el momento. Siendo así, ¿cómo trabajamos aquellos contenidos publicados recientemente por blogs o sitios web de referencia? Pues dando lugar a franjas horarias disponibles para llenar con contenido curado en el día. 

¿Planificar diariamente o por semana?

Todo va a depender de cómo te resulte a ti. Para armar un calendario social media con proyección anual, hay que empezar a proyectar diariamente. Esto es: programar el contenido el día anterior. Respondiendo a preguntas como estas podrás ir armando tu planificación diaria:

  • ¿Cuánto contenido nuevo deseas publicar el día siguiente? ¿En qué sitios vas a buscar esos contenidos?
  • ¿Qué imágenes o videos puedes crear con tiempo para acompañar tus publicaciones?
  • ¿Hay publicaciones ya programadas? ¿De qué tipo de contenido se tratan?
  • ¿Existen eventos o lanzamientos para el día siguiente?

En función a la frecuencia de publicación, vas a ir armando tu calendario. Si estás publicando seis posts de Twitter por día, programarás los seis posts el día anterior. Si a eso le aplicas alguna regla de proporción, obtendrás un resultado como el siguiente:

Bajo la regla 4-1-1, de esos seis posts, 4 serán contenido de otros + 1 actualización de promoción suave (un blogpost sobre tus productos o servicios por ejemplo) + 1 actualización de promoción difícil como una CTA (llamada a la acción).

Un día de la semana para planificar los siguientes siete días

Las preguntas que te vas a hacer son las mismas que en la planificación diaria, pero proyectadas a la semana próxima. La fórmula sería algo así como: antes que nada, dejar asentados los eventos, lanzamientos y cualquier otra cosa con fecha establecida para esa semana.

Fuente: nfib.com

Fuente: nfib.com

 

Colocar franjas horarias con disponibilidad para contenido anteriormente publicado, es decir, contenido reciclado (valioso). El contenido nuevo y contenido curado (espacios en blanco) se pueden ir agregando a medida que avanza la semana porque se trata de contenido en tiempo real.

¡Prepárate para la carrera de armar un calendario mensual o con proyección anual!

trabajando

Un calendario social media mensual debe incluir:

  1. Eventos y lanzamientos previstos para el mes
  2. Metas y planes de contenido
  3. Contenido programado con antelación y franjas horarias destinadas a contenido creado en el momento
  4. Experimentos
  5. Contenidos re-publicados anteriormente (contenido reciclado “evergreen”)
  6. Categorías y proporciones (algunas de las reglas antes mencionadas o una proporción ya adecuada a tu negocio)

Un calendario social media anual se prepara añadiendo los siguientes ítems:

  1. Eventos y lanzamientos previstos para el año.
  2. Frecuencia diaria de contenidos (¿3 posts de Facebook por día? ¿1 post de Instagram?, ¿5 veces por día en Twitter?)
  3. Proporción establecida y tipos de contenidos a compartir (¿Qué regla de proporción vas a utilizar? ¿Qué tipos de contenidos? Recuerda la lista que vimos al principio del articulo)
  4. Integración de este plan con un calendario editorial del blog de tu marca (si es que el sitio web de tu empresa incluye un blog)

Sin dudas, un calendario con proyección anual está abierto a todas las modificaciones y cambios que puedan suceder a lo largo del año. Ya vimos lo beneficioso que es para mantener un orden y flexibilizar la planificación, muchas veces sujeta a la inmediatez de las redes sociales.

Ahora te toca a ti. ¿Quieres contarnos qué métodos o técnicas estás utilizando para armar tu calendario social media? O puede suceder que aún no tengas calendario, ¿qué estrategias utilizas para pensar en tus contenidos de antemano? Esperamos tus comentarios y nos despedimos con estos artículos que pueden ser de tu interés:

 

 

Comments

comments